Saturday, April 22, 2017

Win it all (2017)

Eddy debió ser muy afortunado en el amor (si conocer a Aislinn Derbez se le puede llamar ser afortunado), porque en el juego nomás no daba una.

Y el problema no era que fuera un adicto a las apuestas, sino que NUNCA GANABA!!!

Hagan cuentas.

El es adicto al juego.

Un amigo suyo le da a guardar 100 mil dólares por seis meses y adivinen qué, se los gasta jugando y perdiendo! Bueno, el amigo le dió a guardar un maletín, y él, violando toda ética personal y de amistad fue y lo abrió y descubrió su contenido. La cosa es que se lo gasta sin tener forma de recuperarlo. Ese es el meollo.

Cuando se entera de que el hombre regresará en una semana por su dinero ya solamente le quedan como 30 mil y aunque se encontraba entre la espada y la pared porque su conciencia buena le aconsejaba no robar, y la mala le incitaba a hacerlo. El, que se estaba reponiendo con reuniones en jugadores anónimos, tiene que arriesgar una vez más y si falla, es hombre muerto.

Aislinn Derbez es una enfermera que tiene una niña de siete años y que anda saliendo con él, así o se comporta o lo pierde todo.

Aunque uno se preocupa porque este hombre parece no tener llenadera ni ganas de ser una persona de bien, al final no se siente una resolución verdadera porque nos dejan de tarea hacer las conjeturas. Eso es lo que pasa por andar haciendo películas "innovadoras" ahorrándose lo del guión, pues según le contó Aislinn a Pati Chapoy, todo esto fue improvisado y es por lo que yo supongo que no supieron como terminarla. Además de una escena a medios créditos finales, nada que ver.