Wednesday, April 05, 2017

Lipton Cockton and the shadows of Sodoma (1995)

Es 2037 y el mundo no ha cambiado nada. Sí está más jodido, pero la gente sigue siendo la misma suciedad que es hoy.

Lipton Cockton, antes conocido como Launo Käkkyrä, se debate entre su trabajo como investigador y una madre que le envía mensajes en VHS reclamándole su ausencia, pues ella está internada en un hogar para ancianos y él poco tiempo tiene para verla.

Ahora se hace llamar Cockton, y trae a su mascota que es un gallo de pelea sobre el hombro como perico de pirata. 

En este mundo caótico, muchas personas se ganan la vida prestándose a experimentos en laboratorios que inventan fármacos y ahora hay que descubrir el misterio de la gente que explota, y de pasada ver cual es esta obsesión por Marilyn Monroe.

Cuando uno ve una película como esta donde desborda la imaginación, no puede menos que pensar en el presupuesto. Hay gente que recibe tres pesos y hace videohomes de narcos y hay quienes hacen películas como esta.

Si le pasó como a mí que no me dí cuenta de que ayer fue el día de "abrazar a un periodista", corra y hágalo. A como están las cosas, esa es una de las profesiones más peligrosas del mundo.