Thursday, April 27, 2017

La próxima piel (2016)

Esta historia yo ya la habia visto en un documental donde dicen que esto sucedió en la vida real, en Texas, pero que la familia, al ver regresar a su chamaco, de tanta felicidad lo aceptaron aunque fuera diametralmente opuesto al que se había perdido tres años antes y única forma del investigador de averiguar si era o no quien decía ser era mirándole las orejas, pues esas no cambian nunca, y claro, el impostor fue a dar al bote y el niño siguió perdido.

Aquí todo sucede en España y han pasado 8 años.

Sí. Tampoco le hacen examen de ADN. La mamá no se atreve porque qué va a pensar siquiera sugerirlo, pero yo digo que se lo pudo hacer estilo Fernández, como cuando al hijo de Patricia Rivera le hicieron su examen con cabellos y saliva, y n siquiera tiene que estar despierto para que le metas el isopo en la boca.

El alega que sufre amnesia selectiva y que en esos 8 años deambuló por todo Europa desempeñando todos los trabajos posibles para sobrevivir y ahora, como las síquicas, que predicen "en frío", dice cosas al azar como "y mi perro?", "y mi papá?", para que su madre crea que en realidad es quien dice ser.

El perro se murió y su papá también, después de dos días buscándolo en los pirineos, donde nevaba sin cesar y de donde se les perdió a él y a su tío, quienes imprudentemente, lo habían llevado con ellos de cacería. El tío, después de una semana, dejó de buscar y después de enterrar a su hermano, fue a "consolar" a la viuda.

Al final esto podría ser la solución al problema ese de los niños que están listos para ser adoptados pero que nunca son, y se van haciendo viejos esperando. Cambio de identidad!