Tuesday, March 21, 2017

The seven year itch (2012)

Después de 7 años juntos, las parejas pueden experimentar dos cosas, la comezón, que es como llaman a la pérdida de interés en la otra persona, o el alivio de la comezón, que es cuando donde exista la llamada "ley común", la pareja ya puede considerarse casada.

Y quien sabe que tendrá el matrimonio que la mitad de las personas quieren salirse de él pero ahora hasta los homosexuales quieren entrarle, el caso es que esta es la historia de Keven y Jenifer, quienes desde que tenían 6 años han sido amigos inseparables y nunca se les ha ocurrido que pueden ser "algo más".

Bueno, eso hasta que a ella se le ocurre casarse con un patán que además de engañarla quiere utilizarla para escalar laboralmente ya que le exigen una solidez que él no tiene y ella sería la esposa perfecta.

Como ya lleva viviendo con su amigo Keven más de 7 años, a él se le ocurre reclamar su derecho de convivencia, arruinando así la posibilidad de que el gañán se quede con ella. Ella al principio no acepta esto y trata de librarse de él, pero como la película es de Hallmark y el amor todo lo puede, pues ya se imaginarán como termina la cosa.

En algunos estados norteamericanos las personas pueden exigir derechos matrimoniales si, el lugar en donde viven cuenta con esta ley, si han vivido juntos más de 7 años, si han utilizado el apellido del otro y si uno de ellos le ha regalado un anillo o cualquier otra joya familiar al otro. Esa unión sólo puede disolverse si uno de ellos firma voluntariamente un documento o si lo hace cuando el otro se lo pida.

Y yo que creía que casarse en una kermés era complicado!