Thursday, March 02, 2017

Beverly Hills chihuahua 2 (2011)

Quien sabe cuanto tiempo habrá pasado entre la primera película y esta, el caso es que aquí los chihuahuas ya están juntos y tienen 5 perritos, de ellos, sólo uno es machito (yo les haría un examen de ADN porque ninguno se parece al papá).

Debe ser que comieron mucho Taco Bell.

Dicen que todos los perros se parecen a sus dueños, como veremos más adelante en el concurso, así que aquí Samuel Cortez, el dueño del perro, anda de novio con la dueña de la perra y como ella tiene que salir del país por causas de trabajo por más de medio año, él se queda a cargo de la canilia (familia canina). 

Después él va a visitar a sus padres y descubre que están pasando por momentos muy duros y pronto podrían dejarlos en la calle, así que ante la imposibilidad de ponerse al corriente con la hipoteca, él se los lleva a la mansión de su novia en Beverly Hills, donde sólo el baño es más grande que la casa completa de sus padres. El lo dice en broma, pero su mamá (Lupe Ontiveros) corre a llorar a un rincón.

Y bueno, resulta que los dueños de sus mascotas sí piensan como perros, pues cuando los mejores amigos del hombre leen en el periódico que habrá un concurso canino cuyo premio es de 50,000 dólares que les solucionarían la vida a todos, los tres adultos y los 9 perros, él los entiende a la perfección y entran todos al concurso. 

Para esto, los papás tienen su propio perro y les cae el perro policía mexicano de paracaidista, pues anda buscando a sus dos hijos que abandonó a las puertas de la delegación de policía en Beverly Hills y quiere explicarles porqué lo hizo y pedirles que lo perdonen.

Y bueno, allí van todos a concursar y órale, que entre los cinco finalistas están los dos chihuahuas, él con su atuendo de guerrero maya y ella de bombón. Ella toca el piano pero al final con sus uñotas toca al tecla equivocada y la descalifican, pero él, hace de pétalos de rosa un corazón. Lamentablemente no ganan porque los chihuahuas no tienen pedigrí, o al menos, eso es lo que les dicen aquí. Entonces para qué los admitieron, digo yo!

Para que puedan todos ser felices para siempre, entonces sacan lo del asalto a un banco, a donde llevan a los dos hijos del perro policía, ya de tres años, y como los cinco cachorritos salieron a la calle a buscar solución a sus problemas, o mejor dicho, de sus dueños, entran a las maletas llenas de dinero para agarrar un poco pero oh, se los llevan los maleantes, que a su vez fingen trabajar en una fábrica de pan de por allí y que al final son atrapados gracias a los ONCE PERROS!!

Y colorín colorado, reciben una recompensa de un cuarto de millón de dólares, la muchacha regresa de su viaje a casarse con Sam y los perros siguieron multiplicándose para que haya más secuelas directas a video.