Saturday, December 19, 2015

Powers (2015)

Estoy muy triste. Cuando el PS3 que me compré en 2006 dejó de funcionar el año pasado, llamé a la compañía y me dijeron que lo mejor sería devolvérselo y tomarlo como parte del pago por uno nuevo, que me costaría alrededor de 100 dólares. Me dolió porque en su disco duro llevaba todos los juegos que con mucha dificultad había terminado, pero ese era el único remedio. 
Pues bien. Aunque esa consola es prácticamente nueva, ahora, al ver que el PS4 estaría en oferta de viernes negro (a la mitad de lo que pagué por el PS3 en 2006), me entró la loquera y decidí comprarme uno. 
De todas las opciones la mejor era eBay, así que lo ordené y cual sería mi sorpresa, que en diciembre 2 me llegó una tarjetita de UPS diciendo que como ''no habían encontrado mi dirección'' tendría que pasar yo a sus bodegas por el paquete. Pero ese no era el problema. La fecha en que lo regresarían era el día 2 de diciembre! 
Cuando les llamé al día siguiente ya mi encargo iba de regreso a la bodega. 
Hasta la boca me supo amarga del coraje, pues que casualidad que para la caja no hubieran encontrado la dirección y para la notificación sí, verdad?
El caso es que la compañía en Atlanta ya no podía reenviar mi paquete y al recibirlo en sus bodegas, automáticamente me devolvieron mi dinero. 
Pero incompleto. Como faltaban 45 dólares, de inmediato llamé a PayPal para ver que clase de protección al comprador me cubría, y lo que me aconsejaron era tratar de arreglar las cosas con quien me lo vendió, antes de que ellos intervinieran. Como nada se arregló, ellos al intervenir protegieron al vendedor, así que apelé y fue la gente de eBay que comprobando que mi dirección es 100 encontrable, me reembolsaron lo que faltaba.

Pero yo seguía con el gusanito y el miércoles 9 ví que el mismo juego (consola equipada con tres videojuegos de UNCHARTED en un sólo disco) estaba en Fry's al mismo precio y por un sólo día, así que lo ordené. Al pagar descubrí que aquí sí me estaban cargando el iva y me dolió el codo, pero bueno, lo mío ya era obsesión y me resigné. Lo malo fue que el sábado 12 Fry's volvió a ofrecer la misma consola, pero ahora con una tarjeta de regalo. Como según ellos, tratan de que uno obtenga las mejores ofertas, les llamé y les dije qué onda, yo compré el mío hace tres días, donde está mi tarjeta, y me dice el muchacho que lo único que puedo hacer es correr a la tienda a comprar el de la tarjeta y regresar el otro cuando llegue. Y allá voy! Y ya estando en la fila para pagar se me ocurrió que a lo mejor al regresar la caja, el flete correría por mi cuenta y que lo que me estaban dando gratis hoy lo gastaría mañana regresándoles su juego y entonces este viaje a la tienda lo había hecho dioquis, y que le pregunto a la cajera. Le conté el viacrucis que adquirir esto me estaba significando y la encargada de piso me aconsejó cancelar la otra compra antes de que llegara a mi casa. 
Llegando y hablando. Me dijeron que las cancelaciones se hacían por internet y después de solicitarla, me mandaron un correo donde decían que ya no era posible, pues se acababa de enviar y que ahora debía esperar a que llegara, les llamara de nuevo y que me darían instrucciones. 
Por fin antier llegó la caja y después de discutir quien había tenido la culpa de anunciar la misma cosa dos veces, y yo por avorazado, hicieron según ellos una excepción y me enviaron la etiqueta prepagada para el retorno del artículo. Ahora falta que al reembolsarme el dinero que pagué lo hagan íntegro y no me salgan con que a Chuchita la bolsearon. Ya les platicaré.

El caso es que ayer después de instalar la consola y entrar de nuevo a mi cuenta, no encontré mis juegos, y se supone que yo quería jugarlos aquí. Pues no. Les llamé y me dijeron que nada de lo anterior a PS4 es compatible. Que si quiero jugar mis juegos viejos, o clásicos, como les digo yo, los tengo que comprar de nuevo, y eso, si están disponibles en este nuevo formato. 

Moraleja: Tanto pedo para cagar aguado. Y que me sirva de lección.

Ahora sí a lo que venimos (perdón, pero esta odisea se la tenía que contar a alguien).

Resulta que Playstation también le entró a esto de producir sus propias series exclusivas y esta es la primera. Trata de unos superhéroes que, en el estilo de los mutantes x de Marvel, descubren sus poderes y otros los pierden, pues como siempre, las malditas drogas que todo lo descomponen, han llegado a ellos e inventaron una que te hace sentir que tienes más poderes de lo real, y otras que te hacen perderlos o pasárselos a alguien. 
Dentro de sus múltiples referencias sexuales, está la de los wannabes (hombres y mujeres), que como no tienen poderes pero anhelan tenerlos, al hacerles sexo oral a los superhéroes varones, ingieren su esperma, lo que les permite volar y demás por breves lapsos de tiempo. 
Es interesante. Ojalá que con el tiempo logren seguir haciendo series que diversifiquen el espectro que ofrecen hoy otras compañías para que la televisión por fin abra los ojos y reaccione ante las nuevas ideas que le están comiendo el mandado.