Thursday, October 01, 2015

Me lo dijo Adela (necesito un marido) 1955

Se llama ''Necesito un marido'', y también se conoce como ''Me lo dijo Adela'' pero está basada en una historia llamada ''Un marido a precio fijo''. Igual se pudo haber llamado ''Corazón de melón'' o ''Pin pun pan tortillas papas'', da lo mismo.

Julieta Grajales deja plantado a Johnny Chávez de la Sobera Espinoza de los Monteros, galán conseguido por el padrino de ella, para casarse con un argentino que después la deja ''chiflando en la loma'', por lo que necesita urgentemente un marido para no exponerse al ridículo ante su padrino, su ex prometido, sus amistades y toooooda la sociedad cubana.

Afortunadamente, aunque no estén lloviendo hombres, a ella le cae un ''pelandrusco'' como si fuera navidad, por la chimenea, así que aprovecha para proponerle un trato: por la ínfima cantidad (para ella) de 50 mil pesos, podrá ser su marido simbólico (como un cazador sin escopeta o como si entrara en un baño turco sin bañarse) por dos meses, tras los cuales él recibirá el divorcio y el dinero.

Y bueno, como era de esperarse, él termina enamorado de ella, por lo que transcurridos los dos meses, en lugar de exigir su cheque, se la roba y se la lleva a una isla desierta, donde ahora sí pasarán su luna de miel, pero donde ella tendrá que hacer a un lado sus niñerías y aprender a ser mujer, y para ello, Ernesto Vidal le escribó una serie de reglas que a continuación cito:

Obligaciones ineludibles que tiene Julieta Grajales, la imperfecta casada, para todos los días:
9:am regaderazo y anexas
10:am faenas propias de su sexo como son barrer, limpiar el polvo, etc, etc
11:am saludo matinal y jubilosas demostraciones al esposo amado, quien se compromete a regresar todos los días con grandes y jugosos guachinangos
12:am tostamiento al sol en unión de su marido
2:pm comida informal, no es necesario hablar una palabra
2:30pm fregar, los trastos, naturalmente. Mientras ella friega el marido dormirá la siesta en brazos de Morfeo, a falta de otros brazos más amorosos
6:pm recreo
9:pm cena solemne amenizada por la marcha fúnebre
10:pm después de volver a fregar, sostener animada charla en la terraza del hogar

Lo que viene durante la noche no lo puso, para que no tuviéramos que poner a trabajar el cerebro!