Monday, December 08, 2014

Cowboys & indians (2011)

Triste y sosa.

Pero bueno, seguramente había que cerrar el ciclo regresando a lo básico, después de haber hecho todas esas películas de vaqueros con dinosaurios, extraterrestres, etc.

La verdad, no es que esta película sea mala, sólo está mal editada y por lo mismo carece de tensión y emoción. Los actores hablan y hablan y se pelean y todo pero nada de eso causa ninguna expectación. Es lenta. Y no porque los directores hayan querido que mientras sucedían las cosas nosotros reflexionáramos o porque su plan era que disfrutáramos de los paisajes desérticos. Es plana y punto.

Tiene buena música ambiental, pero con eso no basta.

Trata de un soldado que abandonó el ejército y ahora se dedica a vagar acompañado por otro señor, tratando de hacer dinero fácil. En una pelea de box en la que ya llevaba 32 rounds, y aunque habían apostado a que él perdería, se cansa y de un puñetazo tumba al contrincante, por lo que lo pierden todo.
Afortunadamente, en el saloon donde se reúne todo el pueblo, en una jugada de póker, alguien apuesta los derechos de una mina de oro y los pierde, por lo que su nuevo dueño correrá hacia allá junto con su mujer, pero lo que él no sabe es que la mina carece de valor, y no porque no haya oro, que de eso hay y mucho, sino porque esas tierras pertenecen a los indios de la tribu ''garra negra'' y según sus tradiciones, sería una ofensa permitir que los blancos las pisen.

Para no hacer el cuento largo, porque no vale la pena, ese soldado acude en ayuda de la inexperta pero ambiciosa pareja, se les aparecen los indios y la secuestran, dejándolo a él a morir bajo el rayo del sol. Su amigo ve el enjambre de auras revoloteando y cabalga para rescatarlo, después ambos deben salvar a la mujer, pero se les aparecen los soldados mexicanos, que seguramente entrenaron con locomía porque pelean con sus espadas con mucho garbo. 
El soldado intenta fumar la pipa de la paz con los indios, pero entre ellos hay uno que se niega y trata de convencer a los demás que lo que más les conviene es la guerra.