Saturday, November 29, 2014

La famiglia Passaguai (1951)

¡QUE FAMILIA! se llamó en España, y con justa razón, pues Don Pepe Passiguai y su esposa Margarita son un par singular. 

Ahora pasemos a la sección de las exageraciones o de las mentiras con afán de vender un producto:

''Del principio al fin sólo carcajadas'' y
''La explosión cómica del cine italiano''

son sólo apreciaciones mercadotécnicas (pues no creo que verdaderamente provengan de alguien que vió la película y salió del cine maravillado y opinando eso). Para mí que ví la trilogía, es mucho más divertida la última, porque en esta, se la pasan corriendo en la playa y después de los primeros cinco minutos, cansa!
Extraño, que de las tres, sólo esta haya sido elegida como digna de ser preservada, será porque es la primera y por ende, la que originó todo...

Don Josefino Passaguai tiene de esposa a una mujer robusta y dominante, típica madre italiana, que cuida de sus tres hijos y su marido como una leona. Marcela es su hija mayor y sólo cuenta con 16 años pero ya anda de enamorada, lo que le conviene a su hermano Pecorino de 15 (comparte parecido físico con Rossy de Palma), quien cobra por todo lo que le piden que haga, especialmente tratándose de su hermana, y del chiquitín de 4 años, obsesionado con los aeroplanos.

Pepe aprovechará que la empresa para quien trabaja organiza una ida a la playa para llevarse a toda la familia, la muchacha invita secretamente a su novio, las tres secretarias viejas van, pero nunca salen del vestidor #8 y se la pasan haciendo bromas a quienes ocupan el #7 y el #9 y el jefe llega ya tarde para evitar ser visto con su guapa secretaria privada. Como para entonces los demás ya se andan yendo, a ellos también les dan el vestidor #9, lo que causa un gran alboroto lleno de malentendidos.

Aprendí que la palabra sandía en italiano es ''cocómero'' (aunque siempre trato de acordarme como una curiosidad, por lo general olvido que en algunas partes del cono sur a los plátanos les llaman cambures) y se la pasan rompiéndolas todo el tiempo.