Friday, February 15, 2013

° Yo soy muy macho (1953)

Y yo debo ser más!...
Esta es una de una larga lista de películas en las que las heroínas se ponían pantalones y automáticamente todo mundo creía que eran hombres. Claro que eran comedias muy ligeras, que dependían enteramente de esa premisa y que confiaban en que el público aceptaría esa mentira con tal de entretenerse.
De esa forma tuvimos el placer de ver a monumentos de mujer como Irasema Dilián, Alma Rosa Aguirre, Tere Velázquez, María Elena Marqués, Silvia Pinal, María Félix, Sasha Montenegro, Anahí, Lucerito... hasta Chachita!! (de niña claro), haciéndose pasar por hombres, muy guapos y delicaditos, pero hombres al fin y al cabo.
Y es que el chiste estaba en que nosotros, los espectadores, sí sabemos el lío, y en la película no, por eso cuando Pedro Infante, en PABLO Y CAROLINA, le pide a Irasema, que anda de marinerito, que le pase la toalla, ella se retuerce toda de pena, se niega a entrar al baño y es cuando nosotros nos reímos!! Tanto, que la escena se repite en YO QUIERO SER HOMBRE, sólo que con Abel Salazar...
Bueno, acá es Silvia Pinal quien es forzada, por la situación y con tal de salvar la reputación de su hermano (ambos son aviadores) a realizar trabajos en una plantación chiclera del sur de México, y en donde se ve acosada por "Gina Roman", y sembrando la duda de su virilidad en Miguel Torruco. 
Como en todas las comedias de ese estilo, los galanes pasan las de Caín pensando que se han enamorado de otro hombre, y al final cuando todo se resuelve respiran aliviados, su hombría a quedado a salvo!!

Hoy celebramos el cumpleaños de Georgina García Tamargo, quien a principios de los años 50s abandonó su natal Cuba y en poco tiempo se convirtió en toda una celebridad (la rubia que todos quieren) en México, dada su exquisita belleza. Ella goza de un matrimonio de toda la vida con el empresario teatral Salvador Varela y además de actuar, dirige obras de teatro.