Friday, May 04, 2012

This means war (2012)

En la revista de MAD había unos monitos que eran espías y que siempre se andaban queriendo matar uno al otro. No se si leí en alguna parte o lo inventé, pero creo que un día alguien pensaba hacer una película acerca de ellos. Si esta no es, pues que la hagan! Ron Howard, me urge!
Bueno... que puedo decir si me gusta Chelsea Handler y las películas de acción.
Y aquí hay bastante acción!


Dos espías de la CIA, durante un ''descanso obligatorio'' y aburridos en su departamento, deciden que es hora de salir con chicas. Uno es un mujeriego y el otro un hombre divorciado y con un hijo de 7 años, pero el chiste es salir.
Por otra parte, Lauren (Witherspoon) es una exitosa ejecutiva que por dondequiera se encuentra a su ex-novio con su nueva novia y eso la trastorna, así que a su amiga Trish (Handler) se le ocurre inscribirla, sin que ella lo sepa, en una página de internet donde se encuentra pareja.
Cuando ella se entera piensa cancelar, pero en eso ve la foto del galán (Hardy) y se anima.
Ellos tampoco están impuestos a hacer nada solos, así que adonde va uno, el otro anda cerca. Por eso, cuando después de la entrevista con Hardy ella va a buscar una película al videocentro que está al ladito de la cafetería donde conoció a uno de ellos, y allí se encuentra con el otro, ajena al hecho de que ellos se conocen y también a que este (Pine) es un enamoradizo, al verlo acercarse de inmediato le corta por lo sano y se aleja.
Pero él será quien andará tras ella hasta convencerla de que salga con él.
Un día, ambos amigos descubren que salen con la misma muchacha y aunque juran que no les importa, mienten, e inician una competencia, utilizando toooodos los recursos que les brinda su profesión y su lugar de trabajo para espiarla y saber qué poina de uno y otro.
Para no hacer el cuento largo, Chelsea es la amiga que da consejos equivocados de una forma muy graciosa, y al final, cuando un villano que los busca para vengar la muerte de su hermano, se entera de lo de la muchacha, la secuestra y entonces es cuando todo se descubre. Pero ella los perdona y ellos también a ella.
No había ni a cual irle de los dos, con sus tretas y sus invasiones de privacidad, pero que le vamos a hacer, si el divorciado tenía que rehacer su vida, o no?
Divertida a ratos, y con mucha pero mucha acción!